Uruguay

diciembre 21, 2008

Si la memoria no me falla, en el año largo de existencia de este blog no he escrito ninguna entrada específica sobre Uruguay.

Recuerdo que la única vez que visité ese país fue en el año 2004, poco antes de que la coalición de izquierdas Encuentro Progresista-Frente Amplio-Nueva Mayoría ganara las elecciones, llevando a la presidencia a Tabaré Vázquez. Recuerdo que pude pasear por el popular barrio montevideano de La Teja, el barrio en el que se crió Tabaré. Y recuerdo la emoción, la esperanza, la ilusión, con que las gentes de aquel barrio pronosticaban la victoria de la izquierda, truncando el bipartidismo que el Partido Nacional y el Partido Colorado habían impuesto desde 1830.

En los cuatro años transcurridos desde entonces, he seguido con cierta atención el devenir del gobierno de Tabaré. Y fueron más las desilusiones que las alegrías. Aunque tal vez, tenga que ver con esa ¿excesiva? capacidad crítica de la izquierda, siempre prestos a criticar los errores, y tan pocas veces dispuestos a reconocer los aciertos. Hace unas semanas pasó por casa un uruguayo, amigo del amigo de un amigo (aunque desde ese momento ya lo considero amigo sin necesidad de intermediaciones) y pude conversar con él sobre la situación en su país. Más o menos, confirmó mis percepciones en la distancia. Sin duda, mucho mejor que lo que hubo hasta ahora, pero no alcanzó a satisfacer las expectativas, fue en resumen lo que me contó.

Hace un par de meses, conocía a través de SERPAL, del abandono del Frente Amplio de un histórico militante de la izquierda uruguaya, Helios Sarthou. El texto de su carta de renuncia explica claramente cuales son algunas de esas expectativas no cumplidas.

pepemujicaEn estos días, también a través de SERPAL, me llega la noticia de que el Frente Amplio, eligió en su Congreso al candidato presidencial para los comicios de octubre de 2009. El elegido es José Alberto “El Pepe” Mujica Cordano, otro veterano de la izquierda uruguaya, tupamaro como Sarthou.

Sin ser un experto en política uruguaya, no tengo dudas de que el perfil político de “Pepe” Mujica es más interesante (para la izquierda) que el del actual presidente, Tabaré Vázquez, y el de su delfín, el socialdemócrata Danilo Astori, al que Mujica derrotó en el Congreso. Pero me queda una duda. ¿La mejor alternativa de la izquierda uruguaya es un hombre de 74 años?

Anuncios

Cositas de la música (6) Alfredo Zitarrosa

octubre 5, 2008

Uno de los muchos que interpretaron temas de Atahualpa Yupanqui fue el uruguayo Alfredo Zitarrosa. En estos días en los que me visitaba un compañero de ese país me lo hacía recordar.

Como tantos otros, Zitarrosa tuvo que salir al exilio durante la dictadura en su país, por su vinculación con el Frente Amplio (actualmente en el gobierno). Con el regreso de la democracia, en 1984, pudo regresar a su país donde fallecería prematuramente en 1989.

Incorporo dos temas suyos, ambos grabados en un programa de televisión en México en 1980: P’al que se va, y Doña Soledad.


Algo se está moviendo en el mundo

noviembre 4, 2007

Así comienza el artículo “ALBA, Petrocaribe, Petrosur y ahora Banco del Sur” de Pascual Serrano. Todas ellas propuestas impulsadas por el mismo que la prensa moderadamente progresista española califica de lider populista trastornado.

Un análisis calmado, como el que hace Serrano en su artículo, nos puede arrojar una visión diferente de la que, como el mismo dice “no parece que nos estemos dando cuenta en Europa“.

Petrocaribe y Petrosur, junto con Petroandina y Petroamérica son distintas iniciativas de integración energética dirigidas a “establecer mecanismos de cooperación e integración sobre la base de la complementariedad y haciendo un uso justo y democrático de los recursos energéticos para el mejoramiento de sus pueblos (del continente americano)”

El ALBA (Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América) es una propuesta de integración diferente, que “pone el énfasis en la lucha contra la pobreza y la exclusión social, y por lo tanto, expresa los intereses de los pueblos latinoamericanos“.

Ahora, el Banco del Sur, una organización multilateral financiera que de momento integran siete países latinoamericanos (Venezuela, Argentina, Bolivia, Brasil, Ecuador, Paraguay y Uruguay) y que surge como alternativa a las instituciones multilaterales financieras surgidas en Bretton Woods. Venezuela ya anunció en mayo la salida del FMI y el BM. Ecuador anda por la misma senda. Otros países del continente han saldado sus deudas con el FMI y han anunciado que no van a solicitar más préstamos.

Y me permitiría incluir en esta lista a Telesur, una televisión que “nace de una evidente necesidad latinoamericana: contar con un medio que permita, a todos los habitantes de esta vasta región, difundir sus propios valores, divulgar su propia imagen, debatir sus propias ideas y transmitir sus propios contenidos, libre y equitativamente“.

Las “locuras del lider populista” apuntan a un proceso de integración regional asentado en un nuevo modelo de intercambios comerciales, la soberanía energética, la soberanía financiera y un medio de comunicación alternativo. Y además se permite extender su solidaridad al mismo corazón de su principal enemigo. ¿Será que no está tan loco?


Subiendo el tono

octubre 11, 2007

No es ningún secreto por donde discurre la línea editorial de El País en relación a los gobiernos de izquierda en América Latina. El editorial de hoy en relación a la propuesta de Chávez de constituir el Banco del Sur como alternativa a las instituciones financieras multilarales, no tiene desperdicio.

Una cosa es crear Tele-Sur, la cadena de información y doctrina que quiere vender al mundo de habla española la versión bolivariana y socialista de la historia, signifique eso lo que signifique, y otra muy diferente crear un banco, también del Sur, que compita con las instituciones crediticias internacionales

Lo de Tele-Sur es pura doctrina. Lo de El País, obviamente, es pura información objetiva. Pero, en cualquier caso, una cosa es crear un canal de televisión (y ya molesta), pero crear un banco!! Qué se habrá creido este Chávez!!

…el proyecto deja de ser un trasunto de Caracas, cuyas credenciales democráticas son cada día más dudosas…

El País se arroga la capacidad de otortar credenciales democráticas…”

Esa transversalidad entre socialdemocracias a la europea, gobernación que podemos predicar de Brasil, Uruguay, y hasta cierto punto Argentina, a la espera de ver qué ocurre en Ecuador, y la izquierda más agreste e inclasificable de Venezuela y Bolivia, es lo que más anima a dar un margen de confianza a una institución presuntamente encaminada a prestar sin contrapartida política, al revés, según dice esa izquierda radical, del Fondo Monetario Internacional o el Banco Mundial.

Brasil, Uruguay, y hasta cierto punto Argentina consiguen la credencial democrática otorgada por El País, por supuesto la izquierda radical, agreste e inclasificable de Venezuela y Bolivia no la consiguen.

¿Como se le ocurre a estos radicales de izquierdas, agrestes e inclasificables afimar que el FMI y el BM prestan dinero con contrapartidas políticas?

Señores editorialistas de El País, ¿han oído ustedes hablar de los Planes de Ajuste Estructural? Según Patxi Zabalo, en el Diccionario de Acción Humanitaria y Cooperación al Desarrollo editado por HEGOA, es un “Conjunto de medidas de política económica basadas en la austeridad y en la liberalización de la economía para posibilitar el saneamiento financiero y un futuro crecimiento económico. Normalmente, un Programa de Ajuste Estructural (PAE) es la condición impuesta por el FMI y/o el BM a un país para otorgarle respaldo financiero destinado a afrontar un grave problema de pagos internacionales.

Esto, en castellano antiguo, se llama prestar dinero con contraprestaciones políticas.