De las palabras a los hechos

enero 9, 2009

Mientras los gobernantes occidentales miden sus palabras contra Israel, el presidente de Venezuela expulsaba esta semana al embajador de este país en Caracas. Ayer, unas cinco mil personas pidieron a Chávez que, además de expulsar al embajador, suspenda el envío de petróleo a este país. ¿Será coherente Chávez o con los dólares no se juega?


REPSOL

noviembre 25, 2008

Año 1989 (Gobierno del PSOE): El Estado inicia la privatización de Repsol.

Año 1997 (Gobierno del PP): El Estado culmina la privatización de Repsol.

Año 1999: Repsol adquiere la petrolera argentina YPF.

Año 2008: La petrolera rusa Lukoil negocia la compra de parte de las acciones de Repsol.

Contradicciones, ¿o no?

Felipe González era bueno, buenísimo cuando comenzó a privatizar Repsol.

Jose María Aznar era bueno, buenísimo cuando terminó de privatizar Repsol.

Que Repsol comprara YPF era bueno, buenísimo, sobre todo para los argentinos y las argentinas.

Hugo Chávez era malo, malísimo cuando nacionalizó PDVSA.

Evo Morales era malo, malísimo cuando nacionalizó el petróleo boliviano.

Si Lukoil compra Repsol, será malo, malísimo para los españoles y las españolas.

Parece que la clave es que la cosa es mala, malísima cuando los que tienen el petróleo son mafiosos (como los rusos) o populistas (como Chávez y Morales). Les invito a que pinchen en la imagen y visiten la web de la campaña REPSOL MATA. ¿Quién son los mafiosos? Y para populistas, los medios de comunicación españoles (y españolistas).

repsol-mata


Chávez le pide consejo a Chaves

septiembre 30, 2007

Hace unas semanas a cuento de un artículo crítico con Hugo Chávez en El País, comparaba en un post el tratamiento que la prensa progresista española daba a la modificación de la constitución venezolana que permitía la reelección presidencial, con la situación de nuestro país, y recordaba que “aquí tuvimos el mismo presidente durante 14 años, en mi ciudad una alcaldesa que lleva 16 años… y en Extremadura un presidente de la Junta durante 24”.

En la edición de ayer sábado de Público, me robaban la idea y se inventaban una supuesta carta de Chávez (presidente venezolano) a Chaves (presidente de la Junta de Andalucía) en la que le pedía consejo:

Te escribo para saber si me podrías decir cual es el truco compañero. No acabo de entenderlo. Si yoo quiero cambiar la ley para que me reelijan, me convierto en un dictador. ¿Cuántos años llevas tú con sucesivas reelecciones, compadre? ¿Te llaman a tí acaso dictador o cacique? Si yo me fotografío con un niño, resulta que soy un populista; pero si lo haces tú, es un simpático detalle. Si yo suelto dinero, cheques a las mamás, guarderías o pisos para jóvenes, me convierto en un tirano demagogo. Si lo hacéis ustedes-vosotros, en cambio, son grandes medidas sociales. Compañero, dime como conseguir que me traten igual que a ti.

Y hablando del Comandante Chávez, me encantaría hacerle una pregunta. Usted que recibe con los brazos abiertos al presidente iraní Ahmadineyad, ¿qué opina de las declaraciones de su amigo en las que afirma que en Irán no hay homosexuales? Tal vez lo diga porque cuando encuentran a uno, lo mandan directamente al patíbulo.